Noticias

Sol Arbach: Se aguardan los resultados de las pericias

La investigación judicial por la muerte de la joven altagraciense tras una una cirugía de corrección de prótesis mamaria está en sus tramos finales y se sabrá si imputan por homicidio culposo al cirujano plástico, a la anestesista y si además surge alguna responsabilidad para el dueño de la Clínica Cinelli.

En estos días puede haber novedades en el marco de la investigación por la muerte de Sol Arbach, la joven de 33 años que murió luego de una cirugía de corrección de prótesis mamaria.

Pero falta lo más importante. Que presten declaración las dos médicas que practicaron la autopsia del cadáver de Arbach, más pericias que ordenó la fiscal.

 

El médico Romero Reyna se puso a disposición de la doctora Gutiez mediante un escrito que presentó su abogado defensor Lucas de Olmos. Otra novedad es que el marido de Sol, Franco Castaño, se presentó como querellante en la causa.

Fuentes cercanas a la fiscalía admiten la dificultad que entraña la investigación de los denominados casos de mala praxis. Particularmente en la tarea de consensuar los términos jurídicos y lo que dice el Código Penal con el lenguaje médico científico.

 

Generalmente, cuando muere un paciente después de una cirugía que se complicó en extremo, para los investigadores y los fiscales no resulta tan sencillo llegar a la imputación por homicidio culposo.

Aunque sean prácticas médicas distintas, esa fue la imputación al endoscopista Bialolenkier que por un procedimiento erróneo causó la muerte de la periodista Débora Pérez Volpin.

Volviendo al caso de Sol Arbach, fallecida por un neumotórax, al igual que Pérez Volpin, entre las pericias que faltan hay una muy importante. La del aparato respirador.

 

Rápidamente el abogado Lucas de Olmos salió a decir:

Fue un fallo de la aparatología que se utilizó durante la operación, no de la práctica del médico“.

Al día siguiente, el abogado del dueño de la Clínica Cinelli, el doctor Alfredo Ciocca, lo rebatió con esta declaración a Buen Día Suquía:

“En El Doce una chica aseguró que tuvo problemas con el mismo médico, pero en otra clínica. Es importante aclarar que, si bien el profesional es el mismo, no fue en esta clínica”

Es más, por lo que pudimos conocer extraoficialmente, el doctor Cinelli (70), le dijo a una colega que el mismo día de la cirugía trágica, él hizo más temprano otra intervención y el aparato respirador funcionó sin inconvenientes.

Por lo que pudimos averiguar en fuentes de la investigación, el consentimiento médico que prestó Sol Arbach para someterse a la cirugía de encapsulamiento de la prótesis, en modo alguno es un atenuante para la presunta responsabilidad del médico interviniente.

El consentimiento de la paciente no lo exime de un posible accidente quirúrgico.

Otro dato importante es que no es la primera vez que a la fiscal Jorgelina Gutiez le toca investigar una muerte derivada de un accidente quirúrgico. En su fiscalía se instruyó la causa de una mujer que quedó descerebrada durante un tratamiento estético de la nariz.

Un aspecto clave de las pericias y del testimonio que brindarán las profesionales que hicieron la autopsia es determinar si en el delicado procedimiento de raspaje con bisturí para sacar una mama encapsulada se pudo haber producido una lastimadura en uno de los pulmones.

Una prótesis se encapsula porque el cuerpo de la mujer hace un rechazo del implante. Por ende, el procedimiento quirúrgico se realiza detrás del músculo, que está en el plano de las costillas y cerca de los pulmones.

La investigación judicial está en sus tramos finales. Recién a fines de esta semana o comienzos de la próxima se sabrá si imputan por homicidio culposo al cirujano plástico Javier Romero Reyna, a la anestesista Ledesma y/o si además surge alguna responsabilidad para el dueño de la Clínica Cinelli.

Fuente
El Doce
Etiquetas
Mostrar más
 

Noticias Relacionadas

Comentarios:

Botón volver arriba
Cerrar