NoticiasSociedad

“Les agradezco a las clientas por el aguante , gracias a ellas podemos continuar con el negocio”

En diálogo con Resumen, Ana Sánchez, quien es propietaria de un comercio dedicado a la venta de ropa de mujer, acolchados y también joyas, reflejó la realidad de su negocio en esta difícil realidad económica que les toca atravesar a los comerciantes locales.

La realidad económica es cada vez más difícil, los comercios más afectados son las tiendas de ropa, lamentablemente todos los días nos encontramos con nuevos locales que se han visto obligados a cerrar sus puertas, “Las ventas bajaron mucho, al principio se nos complicó con el tema de los proveedores que no podían traer los productos”, manifestó la comerciante a Resumen.

La joven hizo hincapié en que a raíz del cierre de fábricas en todo el país, los proveedores dejaron de asistir al comercio y asintió que luego de la primera flexibilización esa situación pudo aliviarse un poco.“Tenemos menos carga horaria en la actualidad, por ende menos trabajo y menos ventas,de todas formas los precios han subido demasiado” ,expresó la comerciante.

Como sucede con periodicidad en el rubro de la indumentaria, los clientes prefieren tener contacto directo con las prendas, a la hora de probárselas antes de concretar algún tipo de compra. Pero, ocurre que por ordenanza municipal les está prohibido a los clientes manipular la indumentaria antes de comprarla, como medida de prevención ante la expansión de la pandemia.

El comercio se encuentra en una etapa de incertidumbre total, en la cual los dueños de los locales tienen que buscar la forma de mantener el negocio, esta situación se torna cada vez más complicada en los emprendimientos de índole familiar.

Definitivamente son tiempos de grandes desafíos para los comerciantes de este rubro, que se ven en medio de una difícil realidad económica pero no pueden descuidar la cuestión sanitaria.

Etiquetas
Mostrar más
 

Noticias Relacionadas

Comentarios:

Botón volver arriba
Cerrar