EditorialNoticias

Los posibles arreglos de la “nueva” sociedad

¿Qué hará Leandro Morer? ¿Se dedicará a su nueva profesión de abogado?... ¿O como se dice, ya había arreglado de antemano con Orlando Arduh un puesto en la Legislatura, u otro órgano del Estado?

El resultado del 22 de septiembre sorprendió a muchos.
Algunos lo atribuyen a la campaña, asesorada por una consultora y liderada por Orlando Arduh; otros a la participación de Walter Saieg; y otros a cierta tibieza del oficialismo en la presentación de propuestas. Una mezcla de las tres cosas, y tres puntos arriba para Marcos Torres son el resultado final.
Ahora, lo que sí se vio es el trabajo arduo de los militantes de Morer, de los integrantes de su lista; todos los días, con alegría y barrio por barrio. Algunos, lograron una banca, los demás esperarán el 2023 para volver, renovados, reformados a pelearle la ciudad al peronismo.
Lo que tal vez pocos de los que pusieron el lomo saben es que se dice que Morer, desde el momento en el que ingresó Orlando Arduh, habría negociado un puesto en la Legislatura.
Fuertes trascendidos indican que la nueva sociedad entre Orlando Arduh y Leandro Morer tenía doble finalidad. El Legislador quiere renovar como Presidente del Bloque y, tal vez, manotear la Presidencia de la UCR. Para eso, necesitaba visibilidad y un acto heróico. Que además le permitiera volver a jugar en primera en las elecciones nacionales, luego de haber quedado afuera en un primer momento, de la mesa chica.
Morer, se habría garantizado así, aún perdiendo, pero con mucha honra, un trabajo más que rentable y cercano a la mesa provincial.
Tal vez, sobre la fecha se creyó que ganaría o, simplemente, viendo las declaraciones de Arduh, el desplante del candidato de Alta Gracia Crece en el escrutinio definitivo responde una vez más al pedido del Legislador a quien bien beneficiaría instalar la idea de una “casi fraude” y un casi “la damos vuelta”.
El rol que se rumorea que Arduh le prometió a Morer es el de Secretario del Bloque en la Legislatura, una función que normalmente recae sobre algunos de los candidatos que se presentaron en las elecciones provinciales y que estuvieron próximos a entrar. Para no ir muy lejos, Iván Ruano, de Despeñaderos, secretario privado de Negri y ubicado en el puesto 13 de la lista. Y va a haber unos cuantos más que reclamen por eso.
Morer no sólo no estaba en esa lista, sino que no se lo vio meterse la campaña al hombro en ese contexto electoral.
Es más, en aquel entonces, Morer respondía Ramón Mestre y no supo ni poner a un candidato a Legislador Departamental por la Lista 3. Por “errores administrativos” Marcelo Jean quedó afuera antes del arranque, luego de un embarazoso amague. Y ya en ese momento se habló de la mano negra de Arduh detrás de esa “desprolijodad”. Pocos meses después Leandro Morer abandonó a Ramón Mestre para aliarse justamente con el Legislador reelecto de Córdoba Cambia, Orlando Arduh, ex cuñado y enemigo declarado del Intendente de Córdoba.
Más allá que probablemente a partir del 10 de diciembre los radicales de Mestre podrían arreglar con los de Negri para un bloque único, ¿puede darse un arreglo de este tipo?
Habría otras versiones que darían por hecho un acuerdo para que Leandro Morer obtenga un lugar en el ERSEP y eso hablaría más de cierta relación con cierto peronismo.
Por otro lado, el mismo Morer aseguró en una entrevista con este medio que se volcaría a la actividad privada ya que hace pocos meses atrás se recibió de abogado.

¿Cuál será la versión correcta?

 

Etiquetas
Mostrar más
 

Noticias Relacionadas

Comentarios:

Botón volver arriba
Cerrar