Noticias

Músicos del XIII Encuentro de Cantautores se bajan colectivamente del evento por las acusaciones en contra de su organizador

Durante el día de ayer se viralizó una publicación que visibilizaba el testimonio de varias mujeres de la ciudad que habrían padecido acoso en distintas circunstancias. A través de comunicados, se expresaron al respecto los músicos invitados y la Colectiva Anónima de Mujeres de Paravachasca que aclara y fundamenta la herramienta del "escrache en redes" en estos casos. Según trascendió el encuentro se suspendería y habrá devolución de dinero para quienes ya compraron la entrada.

Durante el día de ayer se viralizó una publicación que visibilizaba el testimonio de varias mujeres de la ciudad que habrían padecido acoso en distintas circunstancias. A través de comunicados, se expresaron al respecto los músicos invitados y la Colectiva Anónima de Mujeres de Paravachasca que aclara y fundamenta la herramienta del “escrache en redes” en estos casos.

Se trata del primer caso de escrache por redes sociales que involucra a una figura pública de nuestra ciudad y ya surgieron las polémicas acerca de esta herramienta de denuncia.

La publicación y los testimonios:

Escrache público ya! Para cuidarnos y prevenir! Esto está y estuvo sucediendo en Alta Gracia, Córdoba.ADOLFO BARRERA….

Publicado por Elizabeth Spi en Martes, 15 de enero de 2019

El Evento

Llegado a su edición número XIII y organizado siempre por el mismo gestor y librero de nuestra ciudad,  del Jueves 17 al Domingo 20 se desarrolla en Alta Gracia  XIII Encuentro de Cantautores de Alta Gracia que reúne a cantautores nacionales e internacionales que a través de canciones con estilos estéticos de vanguardia crean géneros únicos en música y poesía.

El cronograma original del evento

Jueves 17 de enero:

David de Gregorio (Santa Fe); Flor Gianmarche (Buenos Aires); Omar Moreno Palacios (Buenos Aires); Susana Ratcliff (Entre Ríos); Herman Klang (Uruguay); Juan Arabel (La Rioja)

Viernes 18 de enero:

Facu Galli y Julián Oroz (Buenos Aires); Agustina Paz (Buenos Aires); Gastón Pose (Alta Gracia-Francia); Gabriela Torres (Buenos Aires); Adrián Abonizio (Rosario); Fernando Cabrera (Uruguay)

Sábado 19 de enero:

Mara Ferrari (Alta Gracia); Catalina Telerman (Buenos Aires); Reneé Goust (México); Melina Moguilesky (Buenos Aires); Ana Robles (La Rioja); Ampersan (México); Georgina Hassan (Buenos Aires)

Domingo 20 de enero:

Silueta Digital (Alta Gracia); Inés Errandonea (Uruguay); Joaquin Merino (Trelew); Juan Pedro Dolce (La Plata); Magdalena Matthey (Chile); Fogón de cantautores cordobeses con: Lucas Heredia- José Luis Aguirre- Clara Presta y Rodrigo Carazo; La Parsifónica (Villa María)

Cabe destacar que si bien el evento fue reconocido de Interés Cultural por parte del Concejo Deliberante y recibe un subsidio en dinero y logística de parte de la Municipalidad, tiene naturaleza privada y se desarrolla en un comercio de nuestra ciudad.

LOS COMUNICADOS

Nosotres les artistas abajo firmantes parte de la grilla del XIII el Encuentro de Cantautores de Alta Gracia queremos manifestar públicamente nuestra decisión de NO PARTICIPAR.

Adherimos al comunicado de la COLECTIVA ANÓNIMA DE MUJERES DE PARAVACHASCA en TODOS sus puntos. A su vez queremos remarcar que nuestra decisión se basa en el principio de creer a las denunciantes ante todo, las personas resguardadas en el anonimato son reales, tal cual como lo expresa el comunicado anteriormente mencionado, el cual adjuntamos al final del presente texto.

Existen muchos motivos por los cuales LA COLECTIVA ANONIMA DE MUJERES DE PARAVACHASCA decidieron hacerlo de esa forma.
Repudiamos todo acto de violencia, desigualdad y abuso de poder en cualquier espacio, consideramos que este tipo de accionar se mueve en sentido diametralmente opuesto al espíritu de encontrarnos, del respeto por les otres, y al espíritu del arte que nos convoca. Abrazamos los lugares de encuentro que existen a lo largo y ancho de nuestro país, conscientes de la importancia cultural, espiritual y educativa de éstos.

Queremos dejar claro que el Encuentro de Cantautores de Altagracia excede ampliamente el comportamiento repudiable de una sola persona. Repudiamos cualquier tipo de accionar violento, conscientes de estar asistiendo a un momento de deconstrucción, visibilización y repudio al abuso en todas sus formas, decidimos bajarnos de la grilla independientemente de lo que la organización del encuentro decida, con el firme deseo de que tanto la justicia como la sociedad aborden y se expidan sobre estas problemáticas sin exponer a las víctimas a la violencia institucional y la revictimización que implica dudar de su testimonio.

Tatiana Catelani
Flor Giammarche
Inés Errandonea
Susana Ratcliff
Clara Presta
René Goust
Paulina Muratore
María Luz Maldonado
Amaro Ferraris
Simón Marziali
Juan Arabel
Juan Pedro Dolce
Rodrigo Carazzo
Javier Canosa
Ramiro González
Lucas Heredia
Facundo Galli
Julian Oroz
Juan Cruz Bonvin
Gonzalo José
Mateo Liberali

COLECTIVA ANÓNIMA DE MUJERES DE PARAVACHASCA

“Comunicado sobre las Denuncias Públicas a Adolfo Barrera. La sociedad les debe acompañamiento, y no el cuestionamiento de su dolor”.

“La sociedad les debe acompañamiento, y no el cuestionamiento de su dolor”
Ni bien surge la noticia de que una persona ha sufrido un acto de acoso, se alzan voces cuestionando el por qué se demora en hacer la denuncia. La respuesta es que NADIE puede ponerse en el lugar de las víctimas, ya que cada una tiene sus propios tiempos de procesamiento psicológico de los actos violentos sufridos.
Entre los sentimientos más comunes surgen el miedo a las represalias, a ser incomprendidxs o mal interpretadxs, temor a perder derechos u oportunidades en el contexto que lxs rodea, miedo a no encontrar los medios probatorios o a ser criticadas por su entorno. Sienten vergüenza al intentar contarles a sus amigos, familiares, conocidos. Finalmente pueden llegar a sentirse culpables por algo que no corresponde como el acoso por la forma de vestirse, la manera amable de relacionarse, algunas actitudes que se autocuestionan, etc.
¿Por qué elegimos el escrache como herramienta?
Sabemos que esta persona actúa con impunidad en el entorno de la ciudad de Alta Gracia, donde es un reconocido referente cultural que incluso desarrolla talleres dirigidos a niñxs y adolescentes.
Sabemos también que desde hace más de 25 años ejerce acoso sexual contra clientas y empleadas, cuyo último testimonio consta de no hace menos de 2 años atrás. Entendiendo que procede de forma sistemática siempre bajo un poder intelectual, laboral y psicológico, creemos que sólo de esta forma se frenarán los acosos. Se lo expuso años anteriores y no hubo condena social ya que está avalado por ciertos sectores del ámbito “progre” de la ciudad, y sabiendo que no hay figura legal para este tipo de hechos, las denunciantes no quieren perder tiempo, ni quieren someterse a preguntas incómodas en una unidad judicial.
Además los escraches advierten a posibles víctimas y a mujeres de su entorno que podrían estar en peligro.
Este mecanismo expone al victimario dejándolo bajo la lupa social, a él y a todos los que actúan de igual forma.
Por otro lado se decidió accionar de forma anónima porque las víctimas pidieron explícitamente que “Él no se enterara” ya que tienen miedo de que el sujeto las someta a un nuevo cuestionamiento revictimizándolas.
La posibilidad última que brinda el escrache anónimo en nuestros espacios colectivos, es la de encontrar de alguna manera un espacio abierto y sin prejuicios ni preconceptos que nos permite compartir libremente la experiencia traumática y comenzar a transitar junto a otras compañeras el duro camino que implica la vivencia de cualquier tipo de abuso.
Hasta el momento se han recolectado más de 20 testimonios de mujeres agredidas sexualmente y acosadas por este sujeto, y algunas de las víctimas están dispuestas a enfrentar el proceso judicial e iniciar acciones legales, aunque dada la naturaleza no-tipificada del acoso como delito, se deberá evaluar el mejor curso de acción legal que ampare a las víctimas y las proteja de la violencia institucional. La dimensión pública de los acontecimientos es aún muy reciente para tipificar y afirmar un camino legal, lo que sí es real es que desde el colectivo de mujeres que acompaña a las víctimas está en marcha el mecanismo de acción, asesoramiento y protección legal.
Éste mecanismo ha sido repudiado desde muchos sectores de la sociedad y también desde diferentes frentes del feminismo. Pero el punto que realmente importa es la decisión de las denunciantes, víctimas de acoso sexual, de no revelar su identidad al visibilizar su experiencia. Los motivos del anonimato son infinitos, sin embargo hoy seguimos escuchando argumentos que intentan deslegitimar los escraches por falta de veracidad, de material probatorio, etc. Nuestra postura de creerles a las víctimas es una postura política que pone en evidencia la necesidad de construir lazos colectivos que nos empoderen a todas y generar las transformaciones necesarias para vivir libres de violencias machistas.
Cada uno de los testimonios individuales, pasan a ser colectivos desde el momento que se expresan públicamente. Dejamos de lado las posiciones moralistas para que las propias mujeres víctimas de acoso tengan voz propia y elijan recorrer el camino que puedan construir respecto a sus propias vivencias.
Desde este colectivo de mujeres unidas, anónimas y organizadas, creemos que la problemática vinculada a la violencia de género ha pasado a revestir el carácter de interés público, y con ello, la protección de la mujer frente a cualquier tipo de violencia dirigida hacia ella, por su sola condición de tal, merece una particular protección frente a los compromisos asumidos por el Estado Argentino.
Es por esto que nos manifestamos desde la denuncia pública, acompañando a las compañeras que fueron agredidas, partiendo del posicionamiento político esencial de creer siempre en la víctima, de apoyar y contener a cada una en su proceso personal, respetando sus decisiones y tiempos de acción, sin juzgar ni revictimizarlas con el mandato de lo que debieron o no hacer para merecer apoyo, contención y solidaridad.
¿Y POR QUÉ NO DENUNCIARON? ¿Por qué NO FUERON A LA UNIDAD DE VIOLENCIA?
La pregunta vedette del momento, tiene una simple respuesta para quienes conformamos este espacio… NO DENUNCIARON PORQUE NO PUEDEN, O NO QUIEREN exponerse a la revictimización que genera acercarse a una unidad judicial a denunciar un episodio que para nuestro sistema judicial NO ESTÁ TIPIFICADO COMO DELITO, con todo lo que implica para nosotras las mujeres transitar semejante situación de deslegitimación y violencia institucional.
¿Qué capacidad tiene el Estado de brindar seguridad, protección, respuestas, está (o no) ofreciendo que la víctimas siguen eligiendo los círculos íntimos, los colectivos autogestionados, los movimientos sociales y el anonimato para reclamar la voz que solas no han podido alzar?
Somos las mujeres anónimas que el Estado acalla, invisibiliza, vacía de contenido con instituciones diluidas que miden el nivel de agresión en un ranking que les permita evacuar urgencias, porque vivimos en la urgencia, porque nos están matando…. Porque un acoso, una frase, una propuesta sexual incómoda y no consentida, no engrosa los números de la campaña políticamente correcta… porque allí nadie ha cometido un delito, nadie te asesinó, lo estas contando, 10 años después, no habrá sido para tanto…
Somos las mujeres que no nos escondemos en el anonimato, NOS REFUGIAMOS EN EL ANONIMATO, que tal parece ser la única herramienta que nos protege de los ataques, las amenazas, la calumnia, la deslegitimación de nuestro relato… Somos esas ciudadanas que para el Estado valemos $11,30 al año.
Ese acto de exposición es una expresión de la ausencia del Estado. No existen políticas públicas que acompañen, resguarden y ayuden a una mujer que sufre o sufrió violencia machista. La línea 144 de asistencia y prevención, así como las comisarías de la mujer no son suficientes. No hay licencias, solventos económicos, ni resguardos físicos eficaces para salir de una situación de violencia de género.
Por todo lo expuesto, decidimos alzar la voz por y con nuestras compañeras, y EXIGIMOS a la sociedad toda, al gobierno Municipal y al colectivo de artistas que hace verdaderamente posible el Encuentro de Cantautores que no miren para otro lado, cada unx desde su lugar es responsable de construir una cultura respetuosa, inclusiva y equitativa para que todes tengamos la libertad de habitar los espacios y reclamarle a los abusadores el poder que como sociedad les conferimos.
Nos cuidamos entre nosotrxs

https://m.facebook.com/notes/elizabeth-spi/comunicado-denuncias-a-adolfo-barrera-colectiva-an%C3%B3nima-de-mujeres-de-paravachas/1960789624228268/

(Foto: El blog de 4 gatos)

Etiquetas
Mostrar más
 

Noticias Relacionadas

Comentarios:

Botón volver arriba

Cerrar