EditorialNoticias

De haberes, deberes… y reclamos desfachatados

Luego de que en la última sesión, los Concejales hicieran expreso el pedido de suspensión de haberes del Viceintendente Juan Manuel Saieg y la Concejal Daniela Ferrari, el interrogante que surge es... ¿Pueden hacer ese reclamo con conciencia?. El que esté libre de pecado...

El miércoles pasado, por decisión unánime, los concejales aprobaron el pase a comisión de la solicitud de suspensión de liquidación de sueldos del Viceintendente Juan Manuel Saieg y de la Concejal Daniela Ferrari, quienes faltan a sus labores desde la radicación de la denuncia ante el TSJ El Concejal Mariano Agazzi, expresó que “somos los ocho Concejales que estamos en esta mesa y quienes firmamos la resolución, quienes llevamos adelante el normal funcionamiento de este concejo y es lo que pretendemos seguir haciendo”. Por su parte, Germán Rodríguez de la UCR sentenció: “… al asumir nuestro rol de Concejales asumimos un compromiso frente a todos los vecinos de Alta Gracia que nos acompañaron con su voto para que cumplamos este rol y este rol se debe dar aquí. (…) no es justo que quienes no lo estén haciendo perciban su dieta en compensación por una tarea que no están cumpliendo”.

La ausencia de Saieg y Ferrari es algo que, según confió a RESUMEN un ex Viceintendente, no tiene antecedentes por lo menos desde la llegada de la Democracia. Aun así, el proyecto presentado por el cuerpo deliberante tiene algo de, por lo menos, paradójico.

El que esté libre de pecado…

Hemos escrito, desde este medio, innumerables editoriales acerca del desempeño, o más bien de la falta de desempeño, del Concejo Deliberante en los últimos años. Escasez de proyectos, ideas pocos útiles o novedosas, excesos de reconocimientos culturales y ausencia de verdaderos de debates acerca de la situación económica y política de la ciudad. Nuestros lectores han publicado cientos de mensajes acerca de la iniquidad entre los haberes percibidos por los ediles y el trabajo hecho, ejerciendo su derecho a opinar sobre la plata de los contribuyentes.

Pero si eso fuera poco, o si pudiera además ser considerado una opinión, hay hecho que remarcan que los hombres y mujeres sentados hoy allí en ese recinto, no son en su mayoría los más indicados para reclamar por la falta de trabajo o la necesidad de un descuento.
¿Creen tal vez los concejales que todos nos hemos olvidado a quiénes faltaron a más de una sesión para irse de vacaciones, cuando el cuerpo goza de un receso de casi tres meses? Podrían darse los nombres de aquellos que, ya sean radicales o peronistas, han viajado inclusive al exterior en épocas de esa crisis de la que a veces (muy pocas) hablan, y no cumplieron con su labor mientras seguían percibiendo sus haberes.
Una vez, no se pudo ni siquiera arrancar con la Sesión Preparatoria porque no había quórum. ¿Por qué? Vacaciones disfrazadas de asuntos familiares.
También hay que subrayar el desempeño de Gabriel Medina que tiene doble tarea y doble rolya que es autoridad del SITRAMAG y campeón en faltazos. Nadie les reclamó descuento alguno.

Lo llamativo es que cada uno de aquellos que se ausentaron, contó con el visto bueno del mismo Presidente del cuerpo al que hoy denuncian y con la complicidad de todos los demás que jamás se quejaron, salvo brindar detalles a la prensa en encubierto para aprovechar y crear algo de revuelo político.
La ausencia premeditada de Medina, apodado por este medio como Poncio Pilato obligó en el caso del acuerdo con Telecom, al Viceintendente a votar y dar la cara por la gobernalidad. El mismo que el 15 de mayo no fue notificado de la intención de ambos bloques, y con conocimiento obvio del Intendente, de aplicar un nuevo Código Electoral.

En ese marco, el reclamo del Concejo parece una provocación excesiva para la población. Así como la ausencia del Viceintendente de los dos actos patrios más importantes por ahí es algo que llama la atención de todos los vecinos.
Aun así, tal vez se podría reconsiderar la propuesta que avanzó un edil oficialista el año pasado en el medio de varias polémicas: ¿ y si todos los Concejales trabajaran ad honorem como en otras localidades del Departamento?

Gentileza Osvaldo Rugani
Etiquetas
Mostrar más
 

Noticias Relacionadas

Comentarios:

Botón volver arriba

Cerrar